Pasar al contenido principal

Qué es la atrofia testicular en perros

Back to overview

Usted está aquí

La atrofia testicular en perros es una de las dolencias más comunes dentro los perros machos. Además, es una enfermedad que comúnmente se asocia a la edad del animal. Es decir, que cuánto mayor sea el perro macho, más posibilidades tiene de tener este tipo de dolencia.

 

Por tanto, se puede decir que la atrofia testicular en perros es una degeneración del aparato reproductor de los perros macho. Esta puede afectar a uno o a ambos testículos y si no se trata con tiempo puede causar la infertilidad del perro.

 

Las causas de la atrofia testicular en perros son diversas por lo que no existe una explicación clara para aquellos perros que la sufren. Entre las causas más habituales se encuentran la predisposición genética y los factores ambientales o climatológicos. En ese sentido, las temperaturas extremas también son factores que causan atrofia testicular.

 

Por otro lado, las bacterias, parásitos y virus también pueden causar atrofia testicular en perros. Y algunos expertos aseguran que algunas vacunas o una mala alimentación también pueden causar atrofia testicular. Por todo ello, lo importante es saber cómo actuar una vez aparecen los primeros síntomas.

 

Cómo advertir la atrofia testicular en perros

La forma más habitual de advertir la atrofia testicular en perros es con un examen veterinario. Normalmente son ellos los que, durante una consulta habitual, se dan cuenta de la dolencia de los canes.

 

En ocasiones, dependiendo de la afección, es posible que ni siquiera mediante la palpación se pueda detectar la atrofia testicular en perros. De ahí que existan cuatro posibles pruebas a realizarse:

  1. Examen de semen.

  2. Citología.

  3. Ecografía.

  4. Biopsia.

 

Otras veces, los animales suelen mostrar signos de dolor. Ya sea al andar como al propio tacto. Además, los animales pueden mostrar problemas o molestias al orinar.

En cualquier caso, una actuación a tiempo puede ayudar a diagnosticar atrofia testicular en perros.

Tipos de atrofia testicular en perros

Existen tres tipos de manifestaciones de la atrofia testicular en perros. Estas patologías deben ser tratadas con tiempo y de forma adecuada a fin de evitar futuros inconvenientes.

1.- Torsión testicular

Este tipo de atrofia testicular en perros se debe a la rotación anormal del cordón espermático. Puede desarrollarse tanto en órganos perfectamente ubicados como en aquellos que están atrapados en la zona abdominal.

 

La torsión provoca la interrupción del flujo sanguíneo y, como consecuencia, el inevitable colapso del testículo. Además, los principales síntomas de este tipo de atrofia testicular en perros son la fiebre moderada, la dificultad para caminar y los vómitos. Aunque no siempre es el caso y puede que el veterinario encuentre este problema de forma casual en un examen habitual.

2.- Bajada de los órganos

La Criptorquidia es la segunda de las formas de atrofia testicular en perros. Esta dolencia hace referencia a cuando los testículos no abandonan la zona abdominal para localizarse en el escroto.

 

Normalmente los cachorros, hasta dos meses de edad, suelen realizar este proceso de forma natural. Sin embargo, algunas razas como el Yorkshire, Caniche, Husky u otras razas miniatura, son especialmente propensos a este tipo de dolencia.

 

Para detectar este tipo de atrofia testicular en perros, los veterinarios suelen palpar la zona.

3.- Tumores

Después de la piel, los testículos son los órganos del perro que más probabilidades tienen de tener tumores. Como en el caso anterior, en muchas ocasiones se trata de una mala herencia genética también asociada a las razas. Así, los más afectados son los bóxer o los pastores alemanes.

 

También se trata de la forma de atrofia testicular en perros más evidente. Normalmente, el tamaño, forma o rigidez del testículo cambia. Por lo que es más fácil apreciarlo a simple vista.

 

Los veterinarios suelen realizar una citología para determinar si se trata efectivamente de un tumor y, a continuación, realizan una biopsia. En todo caso, el veterinario procede a eliminar el tumor que en la mayoría de los casos no termina en metástasis.

Precauciones con la atrofia testicular

Los veterinarios recomiendan que aquellas mascotas que hayan sufrido esta dolencia, ya sea total o parcialmente, no se reproduzcan. De ese modo, se previene que pueda volver a sufrirla o incluso que la traspase a las crías.

 

Además, en caso de duda o si se advierte un cambio en el comportamiento del animal es imprescindible que se lleve al perro a un veterinario. Cualquier consulta realizada a tiempo es mejor.

 

Consejos y trucos

  • La rabia en mascotas es una de las enfermedades más peligrosas y mortales. La gran mayoría de animales de sangre caliente son vulnerables a contraer esta enfermedad. Y, de hecho, la única forma de prevención es la vacunación.

    La vacuna para evitar la rabia en mascotas se administra a los cachorros a partir del tercer mes de edad y después en periodos de entre uno y tres años, dependiendo de la legislación vigente.

  • El moquillo es una enfermedad canina bastante contagiosa y que suele afectar principalmente a los cachorros. Aunque gracias a la vacunación el número de casos ha disminuido drásticamente, aún se considera una enfermedad grave que puede llevar a la muerte del animal.

    También conocida como distemper, es un virus que ataca al sistema digestivo y respiratorio de los perros. Y aunque se transmite fácilmente entre los canes, no puede contagiarse a los humanos.

  • Cuando se tienen varios amigos felinos, a menudo pueden suceder peleas de gatos en un mismo hogar. Algunos gatos simplemente no le darán una oportunidad a la paz.

    Y es que existen varias razones por las que los gatos pueden no llevarse bien. La más común es la falta de socialización, la falta de experiencias agradables con otros gatos al principio de la vida.

  • La leucemia felina (FeLV) es un virus que puede transmitirse entre gatos a través de la saliva. Es una enfermedad trágica y fatal que es responsable de muchas muertes de gatos en todo el mundo cada año.

    Más del 50% de los gatos infectados mueren dentro de los 2-3 años posteriores a la infección. La mayoría de las muertes en gatos ocurren en el primer año después del diagnóstico.

atrofia testicular perros.

Productos

  • Los perros y los gatos pueden tener problemas en sus articulaciones. Flexadin Plus es una fórmula completa que contribuye a su salud articular y a su flexibilidad.

  • Suplemento nutricional con beneficios relajantes para perros y gatos

  • Esta innovadora fórmula, científicamente demostrada por distintos estudios clínicos, contribuye a la salud de las articulaciones y a la flexibilidad de los perros.