Pasar al contenido principal

Perro suelto en el coche puede causar accidentes

Back to overview

Usted está aquí

Los accidentes de perros también ocurren dentro de los vehículos. Llevar a tu perro suelto en el coche puede ser peligroso: puede provocar un choque poniendo tu vida y la de tu compañero en peligro. 

Mucha gente acostumbra a llevar a su mascota en el asiento trasero e, incluso, de copiloto sin ningún tipo de protección.

Una práctica nada recomendable ya que cualquier distracción en la conducción puede derivar en un accidente de tráfico. Además, no solo puede causar un accidente de tráfico. Sabes que a tu mascota le encanta sacar la cabeza por la ventanilla e ir de paseo en el coche. 

Sin embargo, esto es algo que deberías evitar a toda costa. Muchos perros han saltado por la ventanilla del coche en marcha resultando heridos. Algunos, incluso, perdiendo la vida.

Así que si quieres ser un conductor responsable, siempre debes velar también por la seguridad de tu mascota. ¡Él es uno más de la familia! Si tú usas cinturón de seguridad ¿Por qué no se lo pones a él?

La normativa española prohíbe que los animales viajen sueltos

A pesar de que en España no está permitido llevar a los perros sueltos, muchos conductores admiten llevar a sus mascotas sin ningún tipo de sujeción. 

Los dueños de perros deben saber que hay que cumplir ciertas normas al viajar con animales: el conductor tiene la obligación de mantener su libertad de movimientos, el campo de visión adecuado y la atención permanente en la conducción.

De esta manera, se garantiza la seguridad de todos los ocupantes y usuarios de la vía. Y, por ello, se debe mantener a los animales transportados colocados de manera segura para evitar interferencias en la conducción. De no hacerlo, el dueño del perro puede enfrentarse a multas de hasta 100 euros

Pero no es la multa lo que más debería preocupar. Ante un frenazo, un perro suelto puede salir despedido y no solo causar serios daños al animal, sino también herir al resto de ocupantes al colisionar con ellos.

Consejos para viajar con seguridad con tu perro

Hay muchos perros a los que no les gusta viajar en coche. Ellos también lo pasan mal y se marean. Pero hay algunas precauciones que puede tomar para hacerle el viaje más llevadero a tu amigo y evitar algunos accidentes de perros dentro del vehículo:

  • Si a tu mascota no le gusta viajar sujeta, tendrás que acostumbrarla a hacerlo. La seguridad en el coche no es negociable. Pero los premios y las caricias pueden ayudar a educarlo para que tenga una buena conducta.

  • Si tu perro es propenso a marearse en el coche, lo mejor es consultar con el veterinario. Podrá recomendarte alguna pastilla contra el mareo o tranquilizantes suaves para que tu amigo viaje más cómodo y tranquilo.

  • Procura no darle demasiada comida antes de viajar. Puedes adaptarle una dieta los días previos a viajar para evitar problemas gástricos durante el viaje. Si el perro se pone enfermo o vomita puede ser una fuente de distracción mientras conduces.

  • Los perros también se cansan durante los viajes, necesitan estirar las patas, beber agua fresca y airearse como el resto de ocupantes. Sobre todo en verano, ya que las altas temperaturas pueden causar golpes de calor. Recuerda que los perros no refrigeran el cuerpo como los humanos.

Evitar los accidentes de perros en el coche

Elegir bien un sistema de retención para tu mascota puede evitar muchos de los accidentes de perros más comunes. Asegúrate de que es un medio homologado mediante normativas europeas. En función de la talla o el peso del animal, puedes encontrar de varios tipos:

  • Arneses: están especialmente diseñados para sujetar al animal como el cinturón de seguridad. Los arneses son más seguros, porque retienen al animal y evitan daños más graves. Ten en cuenta que atar solo el collar no evita que el perro salga herido tras un choque.

  • Rejilla divisoria: es muy útil para habilitar el maletero para transportar mascotas. Los más seguros son aquellos que van desde el techo hasta el suelo del maletero, ya que tienen mayor estabilidad.

  • Transportín: este es el método más seguro para que tu mascota viaje. Si tu perro es de gran tamaño, lo mejor es colocarlo en el maletero cerca del respaldo de los asientos y en posición transversal a la marcha del coche. Para los más pequeños, el transportín debe ir en el suelo, detrás de los asientos del conductor o copiloto. Nunca debe ir sobre los asientos sujeto con el cinturón.

Recuerda siempre viajar de forma segura con tu mascota para evitar accidentes de perros y de humanos en la carretera.

 

Consejos y trucos

accidentes-de-perros

Productos