Pasar al contenido principal

Vuelta a la rutina después del verano

Back to overview

Usted está aquí

Habitualmente tenemos en cuenta que hay que preparar las vacaciones y la estancia o el viaje de nuestras mascotas, pero no siempre tenemos presente que la vuelta a la rutina debe hacerse con el mismo cuidado.

¿Por qué? Porque al igual que el viaje, la vuelta a la rutina no debe hacerse de golpe, debemos planificar y poner en marcha algunas actividades que nos permitan aliviar el estrés de nuestro mejor amigo.

Además, también hay que tener en cuenta que esta vuelta a la normalidad, generalmente supone dejar una rutina más beneficiosa tanto para nuestros perros como para nosotros, en la que tenemos más tiempo al aire libre y también menos obligaciones.

¿Cómo afrontar la oscilación entre rutinas?

Al adaptarnos a una nueva rutina, tenemos que lidiar con más imprevisibilidad y a los animales les encanta vivir en un marco de máxima previsibilidad, que siempre es menos estresante.

Pero tanto los perros como las personas tenemos cerebros que se adaptan al cambio, así que siguiendo unas pautas básicas, suele ser cuestión de días o de unas pocas semanas como máximo que un perro sin problemas de comportamiento se adapte a una rutina diferente.

Aquí te damos algunos consejos:

Acostumbra al perro a estar solo días o semanas antes del final de las vacaciones.

Así generamos un cambio progresivo de la rutina de las vacaciones a una rutina en la que tiene que pasar más tiempo solo.

También te aconsejamos que alternes los momentos en los que le dejas solo. Es fundamental no ser regular y probar varias salidas a lo largo del día.

Combina el ejercicio físico con la estimulación mental.

Normalmente, en vacaciones, los perros pasan mucho tiempo al aire libre, olfateando, jugando, corriendo o socializando. Reduce gradualmente el tiempo que dedican a estas actividades mientras lo complementas con paseos que incluyan ejercicios de estimulación mental, olfateo, con y sin correa, etc.

Mantén los hábitos de aseo, especialmente en las salidas.

Muchas familias pasan sus vacaciones de verano en lugares con jardines y acaban por no preocuparse tanto por los hábitos de aseo de su perro. Si vives en un piso, la vuelta puede ser un poco más complicada, por lo que es importante que saques a tu perro a pasear para hacer sus necesidades incluso en vacaciones, premiándole cada vez que haga pis o caca en el lugar correcto.

Presta más atención a tu perro después de las vacaciones.

Además de la ansiedad por separación, la depresión canina y otras afecciones que puedan existir, es normal que tu mejor amigo esté un poco más decaído en su vuelta a la normalidad. 

Para facilitar el proceso, te recomendamos que prestes especial atención a tu perro, ayudándole a adaptarse progresivamente a la vuelta a casa. Si la apatía continúa mucho tiempo después de las vacaciones, debes consultar a tu veterinario.

Si la ansiedad por separación puede producirse con frecuencia durante el periodo vacacional, no es menos cierto que la ansiedad también puede surgir después de las vacaciones. 

En ambas situaciones, consulta a tu veterinario, Zylkene puede ayudar a mantener a tu mascota calmada y relajada en situaciones que causan ansiedad. 

www.vetoquinol.es.

 

Consejos y trucos

Ayuda a tu perro a adaptarse a la rutina después de las vacaciones

Productos

  • Los perros y los gatos pueden tener problemas en sus articulaciones. Flexadin Plus es una fórmula completa que contribuye a su salud articular y a su flexibilidad.

  • Suplemento nutricional con beneficios relajantes para perros y gatos

  • Esta innovadora fórmula, científicamente demostrada por distintos estudios clínicos, contribuye a la salud de las articulaciones y a la flexibilidad de los gatos.

  • Esta innovadora fórmula, científicamente demostrada por distintos estudios clínicos, contribuye a la salud de las articulaciones y a la flexibilidad de los perros.

To know more ESP

Test