Pasar al contenido principal

Peleas de gatos en un mismo hogar

Back to overview

Usted está aquí

Cuando se tienen varios amigos felinos, a menudo pueden suceder peleas de gatos en un mismo hogar. Algunos gatos simplemente no le darán una oportunidad a la paz.

Y es que existen varias razones por las que los gatos pueden no llevarse bien. La más común es la falta de socialización, la falta de experiencias agradables con otros gatos al principio de la vida.

Si tu gato creció como el único gato, con poco o ningún contacto con otros felinos, puede reaccionar con fuerza cuando finalmente se le presenta a otro gato. Y esto porque tiene miedo de lo desconocido, carece de habilidades sociales felinas y no le gusta la interrupción de su trabajo, rutina y ambiente.

Resistencia al cambio

Los gatos tienden a preferir la consistencia sobre el cambio. Esto es especialmente cierto si el cambio involucra a un recién llegado al territorio bien establecido de tu gato. Los gatos son una especie territorial. Mientras que algunos gatos se superponen mucho a sus territorios, otros prefieren mantener una buena distancia de sus vecinos.

Dos machos no relacionados o dos hembras no relacionadas pueden tener dificultades para compartir el espacio. Otra causa de conflicto puede ser un choque de personalidades felinas. Así es como surgen las peleas de gatos en un mismo hogar.

Los gatos generalmente no pueden elegir a sus compañeros de casa. Y, a veces, los humanos simplemente no seleccionamos la pareja adecuada. Sin embargo, en algunos casos, los gatos se llevan bien hasta que algo aterrador o desagradable se asocia con el otro gato. Como los fuegos artificiales o el olor de la clínica veterinaria.

En otros casos, las relaciones cambian a medida que los gatos maduran. Si un gato alcanza la edad de uno a tres años y luego se producen problemas, la maduración social puede ser un factor.

Cualquier cambio repentino en el comportamiento de tu gato podría ser una indicación de una afección médica subyacente. Si notas algún síntoma físico o conductual inusual, o si tu gato deja de comer, consulta a tu veterinario de inmediato.

Cómo evitar las peleas de gatos en un mismo hogar

Ver a tus gatos pelear puede ser desgarrador; ¡Dos animales que adoras y se están haciendo daño! Si bien tu primer instinto podría ser saltar y separarlos, ten cuidado. Los gatos pueden ser agresivos.

Están elaborados de esta manera y es posible que tengas muchos rasguños por tus esfuerzos. Lo mejor es tratar de separarlos suavemente, siempre y cuando estés seguro de que no estás en peligro. También hay otras formas de evitar que los gatos peleen:

  • Distraerlos. Los gatos pueden enredarse mucho con las peleas, pero puedes intentar distraerlos. Encuentra algo que les guste, como un juguete, y haz ruido con él. Esto podría llamar su atención y detener la pelea.
  • Rociado de agua. Si la distracción no funciona, otra forma suave pero efectiva de detener una pelea es usar una botella de rociado de agua para emitir una fina niebla de agua. Esto les ayudará a hacer una pausa para pensar sin que les dé demasiado miedo.

Lo más importante para recordar al intervenir para detener la pelea es: no te lastimes y no hagas que tus gatos estén más estresados/asustados con las técnicas utilizadas. Así que no seas agresivo con tu gato y no uses técnicas de mano dura.

 

Consejos y trucos

Productos

  • Los perros y los gatos pueden tener problemas en sus articulaciones. Flexadin Plus es una fórmula completa que contribuye a su salud articular y a su flexibilidad.

  • Suplemento nutricional con beneficios relajantes para perros y gatos

  • Esta innovadora fórmula, científicamente demostrada por distintos estudios clínicos, contribuye a la salud de las articulaciones y a la flexibilidad de los perros.