Pasar al contenido principal

Cómo mejorar la higiene bucal de perros y gatos

Back to overview

Usted está aquí

¿Los dientes blancos de tu mascota son cada vez más amarillos? ¿Notas que su aliento es cada vez peor? La higiene bucal de perros y gatos puede suponerte un problema si no lo cuidas como es debido. Y es que para cuando tienen 3 años, la mayoría de los perros y gatos padecen algún tipo de enfermedad dental.

Con algunos sencillos pasos y con la ayuda de tu veterinario podrás combatir las principales enfermedades dentales.

Claves para cuidar la higiene bucal de perros y gatos

Descuidar la salud dental de tu perro suele conducir a problemas dentales graves. Una higiene oral deficiente puede provocar la pérdida de dientes. O algo peor como una enfermedad periodontal. Lo que, a su vez, puede afectar al hígado, el corazón y los riñones si la bacteria se propaga por el torrente sanguíneo.

Aquí tienes cinco maneras simples de mejorar la higiene bucal de perros y gatos:

1.- Empieza por una rutina dental diaria

El mal aliento y el sarro amarillo-marrón pueden indicar que tu mascota tiene una enfermedad dental. Otros signos a tener en cuenta incluyen encías inflamadas, encías sangrantes, dientes rotos, dificultad para masticar y babeo excesivo. Si notas alguno de estos signos es hora de empezar a mejorar la higiene bucal de tu mascota.

Al igual que los humanos, los animales se benefician enormemente del cepillado de dientes. Las mascotas desarrollan sarro y placa, lo que provoca problemas dentales más graves si no llevas a cabo un buen higiene bucal de perros.

Elige un cepillo de dientes que sea cómodo y seguro para su mascota, y asegúrate de usar pasta de dientes y enjuagues formulados específicamente para perros. Cuando cepilles los dientes, debes revisar si hay residuos atrapados en las encías y signos de caries.

Con paciencia, elogios y muchas golosinas, es probable que tu animal tolere, o incluso disfrute, cepillarse los dientes. Hacerlo diariamente ayuda a eliminar la placa bacteriana de sus dientes.

2.- Haz exámenes dentales regularmente

Desafortunadamente, incluso el cepillado diario de los dientes puede no ser suficiente para defenderse de las enfermedades dentales. Después de un examen dental inicial, tu veterinario puede recomendar un examen más completo con una limpieza incluida.

Para empezar, los veterinarios recomiendan que los perros reciban un examen oral y una limpieza profesional al menos una vez al año. Estas limpiezas dentales proporcionan una limpieza más profunda de las bacterias que se acumulan debajo de la línea de las encías

Para hacer una limpieza profunda, los veterinarios deben anestesiar al perro durante el procedimiento. Así se eliminará la placa, el sarro en los dientes y se hará un examen completo de la boca de tu mascota. Gracias a los avances en el cuidado de la salud de las mascotas, los tratamientos dentales avanzados están disponibles para perros y gatos. Si se requieren procedimientos especiales, tu veterinario te derivará a un especialista dental veterinario.

3.- Elige juguetes seguros para masticar

Algunos juguetes para masticar pueden romperle los dientes a tu mascota. No permitas que mastique rocas, cercas u otros objetos duros que puedan dañar sus dientes. Los juguetes masticables, las cuerdas, los huesos o el cuero sin curtir proporcionan fricción a lo largo de las encías y actúan como fibras naturales.

Proporciona a tu perro o gato juguetes para masticar que tengan el tamaño y la forma apropiados. Si tu mascota tiene dientes sensibles, prueba con juguetes de látex u otros materiales más suaves.

4.- Prueba tratamientos alternativos

Si tu perro o gato realmente no te permiten cepillarle los dientes, existen otros tratamientos de cuidado dental que puedes probar. Algunos alimentos para perros y gatos están específicamente formulados para ayudar a controlar la placa y el sarro, por ejemplo.

Busca dietas dentales que lleven el sello de aprobación VOHC. Los enjuagues y geles orales pueden ayudar a evitar que las bacterias se adhieran al esmalte de los dientes. Además, administrar diariamente aditivos para el agua potable puede ayudar a prevenir la acumulación de placa en los dientes.

En caso de duda, es importante solicitar asesoramiento a tu veterinario para cualquier tema relacionado con el higiene bucal de perros y gatos. Seguro que ellos te ayudarán a dar con la solución perfecta para el problema en concreto.

 

Consejos y trucos

higiene bucal

Productos

  • Los perros y los gatos pueden tener problemas en sus articulaciones. Flexadin Plus es una fórmula completa que contribuye a su salud articular y a su flexibilidad.

  • Suplemento nutricional con beneficios relajantes para perros y gatos

  • Esta innovadora fórmula, científicamente demostrada por distintos estudios clínicos, contribuye a la salud de las articulaciones y a la flexibilidad de los perros.